[su_youtube_advanced url=”https://youtu.be/TJFrQ0JK36w”]

El pasado lunes, una pequeña localidad francesa llamada Bessans se vió sorprendida por un terrible avalancha de nieve, que casi devoró la localidad por completo. Pese a lo aparatoso del incidente, no hubo que lamentar ni víctimas ni heridos. La avalancha se produjo a causa del fuerte viento que hizo que las inestables capas de nieve acumuladas en la montaña cercana se desplomaran.